La Cultura

Reinventando La Cultura

Es Un Crímen, Su Siguiente Podcast Favorito

Imágen del Twitter de Es Un Crímen.

Crímen real, una categoría muy de moda en los últimos, digamos, siglos. Por alguna razón quizá ya explicada en otro lugar, sentimos fascinación por temas protagonizada por asesinos.

Acá en México la nota roja ocupa un lugar muy importante en el corazón de todos. Cada mañana la desayunamos en el puesto de periódicos aderezada con ingeniosos y poco sutiles encabezados.

Bien, por fortuna en esta época digital nuestra fascinación por lo peor de la especie humana puede ser satisfecha en un sin fin de lugares  cómo foros de internet, blogs, videos y podcast, tema de esta entrada. No todos estos lugares son sinónimo de calidad en cuanto a contenido se refiere. La mayoría son un simple y sin chiste copia-pega. Pero cada cierto tiempo aparece en el cuadrante de los podcast una joya.

La que quiero recomendar viene desde Argentina, se llama Es Un Crimen. En dicho programa Angeles Bernardez nos cuenta la vida e indigna obra de algúna asesina o asesino; acompañada por Anabella Guimarey, para dar comentarios puntuales y clases involuntarias de geología en medio de  momentos Kenny Bell, y alguno que otro Dato Que No Le Importa A Nadie. La producción es buena, sencilla y honesta, hay mucho amor en ella, se notan las ganas con las que graban y el amor que le ponen a cada emisión.

Cómo mencioné el maravilloso mundo digital nos acerca a otras latitudes y nos permite conocer datos que quizá en otro tiempo habrían sido imposibles de siquiera intuir.

Tomemos a Es Un Crímen como un glosario perverso de nota roja en el cuál conoceremos a algunos de los personajes más infamemente peculiares de Argentina y alguno de otro lugar. No hay que olvidar la dosis de humor que nivela los espeluznantes casos y el carisma de las conductoras para completar este círculo de diversión y entretenimiento. Por cierto en estos días recién lanzaron el último capítulo de la segunda temporada y regresarán hasta Abril, sí mal no recuerdo, así que tienen oportunidad de ponerse al corriente con los capítulos.

No olviden seguir a la cultura en Instagram y Twitter. También den algunos follows a este humilde y sincero creador de contenido en Twitter e Instagram.

Dénse.